¿Cómo estudiar mis apuntes?

Cómo estudiar eficazmente para los exámenes

Hay mucha información que procesar mientras se aprende, por lo que es vital tomar notas de estudio organizadas. El objetivo de tomar apuntes es resumir y sintetizar el material con tus propias palabras y establecer conexiones entre la información nueva y la conocida. Este tutorial ofrece consejos sobre cómo tomar apuntes de forma eficaz cuando se estudia y cómo utilizarlos para el repaso.

Las mejores estrategias y estilos de apuntes son los que funcionan para ti. Así que experimenta para ver con qué te sientes cómodo. A algunas personas les gusta un sistema complejo que les ayude a organizarse, mientras que otras consideran que la complejidad es abrumadora y prefieren mantener las cosas simples. Elige un enfoque que te resulte útil y lo suficientemente fácil de mantener a lo largo de tus estudios.

Para aprovechar al máximo la clase o la sesión de estudio y retener la información aprendida, hay que tomar notas de forma activa. Para ello, es necesario que te involucres en el material y anotes tus propias ideas, comprensión y preguntas, así como las respuestas a tus preguntas una vez que las encuentres. Consulta los consejos para cada una de estas etapas a continuación:

Cómo estudiar los apuntes para un examen

Hay muchas formas de tomar apuntes. Es útil probar diferentes métodos y determinar cuál es el que mejor te funciona en diferentes situaciones. Tanto si aprendes en línea como en persona, el acto físico de escribir puede ayudarte a recordar mejor que si te limitas a escuchar o leer. Las investigaciones demuestran que tomar apuntes a mano es más eficaz que escribir en un ordenador portátil.  Esta página y nuestro módulo de Canvas te enseñarán los diferentes sistemas y estilos de toma de notas y te ayudarán a determinar qué es lo que mejor se adapta a tu situación.

Cómo hacer apuntes de estudio

Me sorprende la cantidad de estudiantes que se saltan las clases. Muchos piensan que la clase sólo cubre el mismo material que leyeron en su libro de texto y otros simplemente no se preocupan. Esta es la verdad: la mayoría de los profesores pueden predecir qué estudiantes suspenderán la clase simplemente por la asistencia.

Me doy cuenta de que algunos estudiantes no siempre pueden ir a clase. Los estudiantes deportistas son un buen ejemplo. Si sabes que tienes que faltar a algunas clases, asegúrate de encontrar a alguien que tome buenos apuntes y ver si los comparte contigo.

Eso no será un problema para ti. Mira en Shovel y conoce lo que vas a cubrir durante cada clase. Hazlo antes de llegar, cuanto antes mejor. Cuanto más preparado estés cuando llegues, más fácil será la clase. Entenderás todo, tomarás mejores apuntes, tendrás menos o mejores preguntas y podrás participar activamente, lo que suele formar parte de tu nota final.

Tomar buenos apuntes en clase es una de las cosas más importantes que puedes hacer. Lo más probable es que sean la fuente de la mayoría de las preguntas de tu examen. Debes asegurarte de tener un método consistente para tomarlos.

Cómo estudiar de forma más inteligente, no más difícil

Tomar apuntes es el héroe olvidado de las técnicas de estudio. Utilizar el estilo adecuado para ti puede suponer la diferencia entre hacer más o menos cosas y aprobar una asignatura. Te ayudará a prepararte para los cursos universitarios y tu futura carrera.

Tomar apuntes es una herramienta increíblemente eficaz pero muy infrautilizada. Si se hace bien, puedes obtener mejores resultados, sentirte seguro de tus estudios y estarás muy por delante de tus compañeros cuando estés en la universidad.

Luego está el problema de no escribir lo suficiente o con la misma solidez. Por mucho que nos guste pensar que recordaremos lo que quiso decir un profesor o instructor en un vídeo, o lo que significan esos míseros puntos, la mayoría de nosotros no tenemos una memoria que lo recuerde todo.

Esto existe desde hace décadas y fue creado en la Universidad de Cornell, en Estados Unidos. Hay dos columnas en la página y cinco pasos: registrar, preguntar, recitar, reflexionar, repasar. También es un sistema de estudio muy eficaz.

Se trata de un método lineal y hacia el que muchas personas gravitan de forma natural. Suele organizarse con rúbricas y viñetas y se escribe directamente en la página. Sin embargo, puede ser más útil como técnica de estudio que cuando se está introduciendo una nueva información.

Santiago Paez